ESCUELA TÉCNICA DE AERONÁUTICA
Tte. Cnel. (TEA) José A. Rigoli


Fuerza Aérea Uruguaya
Comando Aéreo de Personal

 

DISCURSO DEL SEÑOR DIRECTOR
72° Aniversario de la ETA.

Más de 100 años nos separan del día en que comenzó a cimentarse nuestro presente. Aun se escuchan los ecos del decolaje de esta gran y antigua aeronave de mecánicos y artesanos de Los Cerrillos de 1913, los cuales volaron por el viejo y precario hangar de la Escuela Militar de Aviación y al compás y estruendo de los motores radiales, alcanzaron el Curso de Aprendices de 1936. Continuando su navegación, sobrevolaron a gran velocidad por los cielos de la Escuela de Aprendices de 1939, donde dicha epopeya se sustentó en la robustez de las estructuras de metal y madera, pero también en la suavidad de los cautivantes planos de tela, para aterrizar así en 1946 en las aulas de la Escuela Técnica de Aeronáutica en la misma Boiso Lanza, y con el tiempo y más horas de vuelo, alcanzar en 1975 nuestra sede actual, lugar que presenció además un nuevo hito, ya que a partir del 2001, nuestro Aeródromo imaginario se denominó Tte.Cnel.(TEA) José A Rígoli.

Nuestro pasado nos dignifica y educa, nuestras acciones en el presente nos definen, pero es nuestro pensamiento en el futuro al que le deberemos nuestra supervivencia. Es el motor para seguir buscando nuestro rumbo. Es el combustible para volar más alto en el cielo en busca de los valores más puros, y unirse en el cenit a nuestra misión fundamental. La misma en la RFA N° 53-18 nos reza lo siguiente:

“Como principio doctrinario de la Fuerza Aérea, la ETA, constituye un Centro de Formación Militar y Técnico de su Personal, con proyección en toda su carrera, procurando la estandarización y la superación del nivel general del Personal Técnico de la Fuerza Aérea. Por consiguiente toda acción de mando, a todo nivel, debe tener como norma actuar dentro del espíritu de ese principio doctrinario”.

Esos tripulantes de antaño, como aire diáfano propagaron sus más humildes conocimientos y esfuerzos. Sentimiento que capturaron en su esencia vastas generaciones de soldados, unidades de la Fuerza y Aérea y sobretodo el espíritu aeronáutico de cada uno de sus integrantes. Vibran y estremecen todo a su alrededor, y se conectan con nuestro presente a través de nuestras más caras tradiciones. Las mismas que claman, gritan, demandan, y obligan a mantener el rumbo que nuestros pioneros imprimieron en letras de oro, en la misma letra de nuestras guías y reglamentos. Escuadrilla del silencio de Soldados y Mecánicos que cuidan el cielo de los pilotos, para que las alas puras y valientes de la Patria puedan seguir volando.

Es en esa pureza que nuestros Aspirantes Técnicos cantan en su Himno del Cuerpo de Alumnos lo siguiente:

La Escuela orgullosa se eleva
Con el brillo del sol oriental
Es emporio de saber y riqueza
De jóvenes dignos y lealtad sin igual.

Esta Plaza de Armas reúne en este instante lo mejor de nuestra Institución, los cuales rinden honores al padre de todos los Orientales y buscan solo la sombra de nuestros Pabellones Nacionales. Formación de diferentes Cursos de Personal Subalterno que se dictan en este centro de estudios, que hoy son testigos de la inspiración que emana del reconocimiento que la Fuerza Aérea, le ha brindado a los hombres que acaban de alcanzar 30 años de servicios, en retribución a su integridad, servicio y excelencia.

Sus huellas perennes servirán de brújula y aliento para que los más jóvenes, aquellos que están a sus espaldas, puedan emular y alcanzar así también, la satisfacción del deber cumplido.
A continuación quiero testimoniar profundamente mi agradecimiento a ese Soldado Oriental que en profundo silencio es el artífice de tanto sustento para el normal desarrollo de los cursos. Nuestra misión es procurar que los mismos se realicen de la mejor forma y es gracias a la gran abnegación del Personal de esta Unidad que lo logramos hacer. Agradezco profundamente al Personal Subalterno por brindarnos su total apoyo y dedicación. Agradezco profundamente al Personal Superior por su gran abnegación y poder plasmar las ideas y órdenes en el trabajo descentralizado del día a día. Agradezco poder mandarlos y estar junto a ustedes es lo que más me honra.

¿Por qué? Porque somos la ETA.

Somos la Escuela Técnica de Aeronáutica, Tte.Cnel.(TEA) José A Rígoli.

Muchas gracias.

(NOTA: Fotografía gentileza Sitio Web Oficial de la FAU, www.fau.mil.uy)